Wednesday, December 07, 2005

Hay un corazón en mi café...


Hoy se acaba un pedazo de mi vida… me arrancaron el corazón a la orilla de una mesa… que tenía cuatro sillas… dos tazas, servilletas y quince cubitos de azúcar… la sangre escurría de mi boca… y aún así me probó… y cuando me tuvo no me quería dejar… pero cometió el error de abrir los ojos… y me soltó… caí tan abajo que no se si deba levantarme… y aún así… tan abajo… tan oscuro…me volvió abrir los ojos…y se fijó en lo que sentía… porque vió que el sentimiento se creció más… y cuando me extendió la mano no dude en tomarla… pero no fue real su ayuda… su mano se desvaneció junto con la oscuridad… junto con la mesa y las sillas y las gentes… y surgió la luz para dejar ver mi alma… que regada en la mesa… en el piso… conformó el charco más hondo de mi poca existencia… ya había caminado unos metros… y me di cuenta que algo me faltaba… regrese el cuerpo y la mirada…mi alma se hundía más… ¿y ella?.... ella se hundió con mi alma…

5 comments:

inMUNDO said...

ay pinche Elmer. Qué te hicieron? Qué hiciste? Te tiraste y te levantaron o te tiras para que te levanten?

Cotex Pérex Oxcar said...

Uno lo sirve, calientito, humeante, rojo, espumoso, se le pone lo que le guste, hasta preguntas que si más azúcar, remueves el contenido y ves en una taza la formación universal y te preguntas donde estará tu casa dentro de las galaxitas en destrucción.

Y no lo prueban...
O te lo tiran....

¿Cuando nos vamos a chupar...?

Cotex Pérex Oxcar said...

Por cierto, un día antes hice un dibujo similar, lo perdí, el mio tenía un vaso de unicel

chepegrafico said...

que onda elmer:
esta locochón tu blog, porque no metes tus ondas políticas??

chepegrafico.blogspot.com

sande-de-ramone said...

hay un corazón en mi caffé, wua!!! elmer me llegó, neta q me identifico con lo q dice y tu monito increible, más descriptivo no puedo ser.